VER PASAR LOS TRENES

Standard

A veces los trenes van llenos de mierda

Y a todo esto, qué diablos quiere decir Trainspotting ? Como en Pulp Fiction, el director ofrece en los minutos iniciales la definición cual diccionario del celuloide: El arte de matar el tiempo viendo pasar los trenes y anotando el número de las locomotoras. La cultura del hueveo llevada al celuloide. Una película que se ve fácil, sin repulsión, con simpatía. Y sin necesidad de empolvarse la nariz.

Con Trainspotting uno se identifica desde el primer segundo, tan pronto te apoltrones en tu butaca y tus ojos revienten con el primer pinchazo en una vena al ritmo de Lust for Life, de Iggy Pop. Un canción que es todo un himno a la lujuria en la voz de un ilustre sobreviviente, que más de una vez a estado a punto de perder el billete de retorno en el tren.

Aquí nada parece real, y a pesar de ello, todo parece ser cierto….

O a veces los trenes revientan

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s